Menu

loading...

Efecto de - b2- agonista adrenérgico (b2-AA), en la siología de Bos Taurus X Bos indicus (Segunda parte)

Efecto de - b2- agonista adrenérgico (b2-AA), en la  siología de Bos Taurus X Bos indicus (Segunda parte)

RESULTADOS Y DISCUSIÓN 

En este estudio, se muestran datos significativos que nos indican la e cacia que tiene este β2-agonista- adrenérgico (clembuterol) en producir cambios metabólicos; se detectaron niveles de clembuterol con valor de 245–1263 ng/kg, los cuales no coinciden con los valores aceptados por la FAO/OMS (125ng/kg), mientras que niveles de 17-β2-Estradiol (E2) entre 152 – 1152 pg/ml, y valores muy similares de Progesterona (P4) que uctuaron entre 248-852 pg/ml, fueron obtenidos de hembras con anestro post parto muy prolongados, entre 120-150 días y más, lo cual indica que hay un problema hormonal a nivel del ovario, hay presencia de muchos folículos en desarrollo y quistes ováricos, en la mayoría de las hembras que estuvieron en el estudio; esto factiblemente inducido por el Clb (Caicedo et al.).

 

 

En cuanto al per l metabólico se obtuvieron concentraciones elevadas de transaminasas: ALT/GPT (Alanina amino-transferasa) y AST/ GOT (Aspartato amino-transferasa), Gamma glutamil-transferasa (γGT) elevados (p<0.05), en animales con Fasciola hepatica, si lo comparamos con animales clínicamente sanos (CS-M y H), se determinó que el Clb enmascara los efectos de diferentes afecciones hepáticas, una de ellas es la Fasciola hepatica (Caicedo et al.), ya que en machos y en hembras las enzimas hepáticas GGT, ALT/GPT, AST/GOT, los valores encontrados en animales sanos (CS-M y CS-H) y animales tratados con Clb-F.h, son casi similares, estos animales presentan una ganancia de peso mayor que los animales que no son tratados con Clb. En relación a la bilirrubina también se encontraron concentraciones elevadas (p<0.01), mientras que los niveles de colesterol y glucosa son bajos, si lo comparamos con animales que no consumen este fármaco; esto indica que el uso del Clb como aditivo alimenticio, afecta las actividades metabólicas hepática y pancreáticas (cuando se presentan una disminución del colesterol (daños a nivel hepático y la glucosa revela que hay daños a nivel de células de Langerhans en el páncreas), principalmente, y que la presencia de un halógeno, que en este caso es el ión cloro (Cl) en la estructura química del Clb (Courtheyn et al.), determina que su efecto es mucho más prolongado (biodisponibilidad) que cualquier otro β2–agonista utilizado para incrementar la masa corporal de los animales; se puede señalar que la excreción total del Clb también es muy retardada (bio- transformación) (Martin., Ruffolo., Waldeck y Widmark). 

Hasta el momento, no está muy bien dilucidado el efecto que tiene el Clb en las actividades del sistema reproductor en hembras y machos en bovinos, aunque Caicedo et al., y Paz- Calderón et al., determinaron que los animales con un alto consumo de Clb su actividad reproductiva disminuye, ya que la fosfatasa ácida prostática, aumentaba en relación con animales sin Clb, por otro lado, no está bien claro la biotransformación de este β2- agonista clembuterol, ni tampoco su biodisponibilidad dentro del sistema hepático y muscular. 

 

Efecto de - b2- agonista 2

Se puede agregar que el efecto del β2-agonistas (clembuterol) sobre el sistema endocrino, son debidos en gran parte a que activa la liberación de otras hormonas. Entre ellas las acciones de las catecolaminas, estas inhiben la secreción de insulina, el aumento de glucagón y el estimulan la liberación de la hormona adrenocorticotropa (ACTH), somatototropa (STH) y gonadotropinas (FSH y LH). Sin embargo, existe una sorprendente falta de información sobre los efectos del Clb en la glándula adrenal, ya que existen receptores β2-adrenérgicos en esta glándula, y que la médula adrenal es uno de los tejidos que sintetizan y secretan las catecolaminas naturales (adrenalina y noradrenalina), que la misma sintetiza y secreta los glucocorticoides y por último, y que está glándula está implicada en forma directa en los mecanismos de adaptación del organismo, al estrés tanto a corto como a largo plazo. Con base a esto se comprueba que en hembras el Clb estimula la producción de esteroides (P4 y E2) a nivel de los ovarios como progesterona y 17 β2-estradiol y en machos incremente los niveles de testosterona (T), sin embargo, se desconoce el daño que puede producir el clembuterol en los órganos reproductivos. 

Se considerar que el clembuterol produce un incremento de la actividad del sistema nervioso, que acarrea a la pérdida del apetito, lo cual puede ser debido a la sensación de malestar del animal o a la actividad glucogenolítica y lipolítica, bloqueando los centros del apetito mediante señales de sobrecarga procedentes de los receptores quimiostáticos (Caicedo et al.). Al ser capaz de atravesar la barrera hematoencefálica, es posible que la reducción del consumo de alimentos pueda ser atribuida a un exceso de la estimulación β2- adrenérgica (clembuterol u otro ß-agonista) a nivel del sistema nervioso central. 

Los efectos promotores del crecimiento muscular ejercidos por el Clb, son fuertemente mediatizados por la estimulación directa de los receptores β2-adrenérgicos (Helferich et al., Ni et al.), localizados en el tejido muscular e indirectamente por las variaciones de las concentraciones plasmáticas de hormonas catabólicas o anabólicas (Higgins et al.), como puede ser el caso de los glucocorticoides, la hormona del crecimiento (GH) o la insulina. Si las hormonas pueden alterar la respuesta del tejido adiposo frente a las catecolaminas endógenas, también pueden afectar a la respuesta de la musculatura esquelética frente a los agonistas ß2-exógenos, (Sumano et al.). El estudio comprueba que el Clb modifica la composición del canal de los animales, puesto que en animales tratados con β2-agonistas, se observa un aumento en el depósito de proteína (15%) y una disminución en la de grasa (18%) (Lueso y Gómez). El crecimiento muscular, como respuesta al tratamiento con ß-agonistas, es una hipertrofia del tejido muscular esquelético estriado, lo que se demuestra por los estudios realizados por Beermann et al., en ratas y por Martin et al., en bovinos. 

Efecto de - b2- agonista 3

Los efectos de los ß-agonistas sobre el sistema endocrino, son debido en gran parte a la liberación de otras hormonas (Caicedo et al.). Los efectos de los β2-agonistas en el metabolismo de las grasas son muy difíciles de definir, sin embargo, actúan indirectamente en la deposición de grasa, al aumentar la velocidad metabólica y el gasto energético de los animales tratados y al dispararse con la termogénesis, parte de la energía ingerida evita la formación de grasa y por otra parte el efecto directo está en el aumento de los niveles de AMP cíclico en el tejido adiposo, el ATP se transforma en AMP cíclico que activa a ciertas proteínas como las proteínas quinasas que por fosforilación estimulan a una lipasa intracelular que transforma los triglicéridos en ácidos grasos y glicerol. 

Este mecanismo aumenta la lipólisis y disminuye la lipogénesis, igualmente este mecanismo dependerá de la especie animal en que estemos tratando, es por ello, que el aumento de la concentración de Clb administrada y el tiempo en que los animales son sometidos a este ß -agonista, juega un papel muy importante en el efecto a corto y mediano plazo, para la administración del mismo en animales destinado a la producción de carne en México. 

CONCLUSIONES 

En base a los estudios previos y los datos que se han obtenido en este estudio se concluye lo siguiente: La administración de Clb, a dosis anabolizante (entre 5 a 10 veces mayor que la dosis terapéutica), causa una alteración de la funcionalidad del eje hipotálamo-hipófisis-adrenal- gonadal-hepático en bovinos, que en algunos casos es reversible, después de un periodo de retirada o cuarentena a tiempo. 

Un hecho muy importante es que la asociación de Clb con otros componentes hormonales, provoca un efecto promotor del crecimiento más visible y sostenido, ya que se ha comprobado que mientras que a las 24 horas de la retirada del clembuterol, el efecto promotor del crecimiento ha desaparecido, el fármaco mantiene la ganancia de peso incluso 20 días después de la retirada con el tratamiento y, además, la retención de los ß2-agonistas-adrenérgico, en varios tejidos hace que sea muy difícil su eliminación de dichos órganos (biotransformación), el cual, aún no se ha podido determinar con exactitud. 

Las alteraciones encontradas en la funcionalidad del eje hipotálamo- hipófisis-adrenal-gonadal-hepático, hace sospechar que tras la utilización de promotores del crecimiento, como el clembuterol, el bienestar animal y la salud, están seriamente comprometidos. 

Efecto de - b2- agonista 4

Asimismo, la asociación de otros compuestos que, en teoría, no presentan carácter anabolizante como son los glucocorticoides de síntesis (dexametasona-betametasona), no sólo incrementa el efecto promotor del β2-agonista-adrenérgico, sino que impiden su detección o cuantificación en los órganos y tejidos que se utilizan para detectar tratamientos fraudulentos con estas sustancias, mientras que el efecto promotor del β2-agonista-adrenérgico sigue activo. 

Concluimos que sería interesante estudiar el efecto de este componente bajo mejores condiciones y recursos, de utilizar técnicas mucho más sensibles y susceptibles del diagnóstico de este β2-agonista- adrenérgico (clembuterol-Clb), como también detectar la sustancia administrada, como sus posibles metabolitos y su importancia en la activación de otros compuestos (Glucocorticoides), que interactúen promoviendo la productividad del animal. 

El efecto del Clb es muy marcado en la fisiología hepática, alterando determinadas enzimas y metabolitos tales como: GGT, ALT/GPT, AST/ 

GOT, glucosa, colesterol, bilirrubina, triglicéridos, fosfatasa ácida prostática, urea/BUN y creatinina. ΩC 

 

 

 

 


 

Fuente:  Caicedo R. R. E., Paz-Calderón N. M.,Parra G.A.de M.,Moreno O.A. Laboratorio de Endocrinología de la Reproducción y Malacología. Escuela de Biología, Edi cio112-A, Ciudad Universitaria, Benemérita Universidad Autónoma de Puebla, C.P. 72570Puebla, México, Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

ORAL: Bienestar y Salud Animal 

Modificado por última vez enJueves, 03 Noviembre 2016 09:06
volver arriba