Menu

loading...

Empieza a morir el ganado por basura plástica en la presa

Empieza a morir el ganado por basura plástica en la presa

Ganaderos de las comunidades rurales que tienen sus ranchos en las márgenes de la presa “Marte R. Gómez” y cuyos hatos pastan en os aniegos, empezaron a perder cabezas de ganado a consecuencia de la contaminación con plásticos del vaso lacustre.

Los vientos del sureste trajeron una preocupante cantidad de basura y al bajar el nivel de la presa por los riegos agrícolas, las bolsas y botellas de plástico quedaron asentadas entre el pasto.

Entrevistados este miércoles, productores pecuarios del área de “El Quitrín”, la comunidad más cercana con la cabecera municipal, mostraron su preocupación porque en los últimos días han perdido una considerable cantidad de bovinos.

“El plástico quedó entre la hierba; al comer, las vacas no se dan cuenta y se lo tragan”, señalaron luego de lamentar cómo mucha gente tira indiscriminadamente basura en la presa.

Mencionaron que en el período de Semana Santa fue cuando más basura llegó a las orillas: Botellas de plástico, bolsas y muchos otros productos que la gente común tira, además de los desechos que generan los pescadores.

“Es un problema que tenemos desde hace tiempo pero hoy es más preocupante, ya que se nos están muriendo los animales”, lamentaron.

Mencionaron que en al menos 4 vacas se encontraron grandes cantidades de plástico en sus estómagos cuando las abrieron para analizar la causa de sus muertes.

“Los animales no se dan cuenta del plástico disperso entre el zacate y se lo comen; lo van acumulando hasta que mueren”, relatan.

Mencionaron que en estos tiempos, al bajar el nivel de la presa por los riegos agrícolas, es más notoria la gran cantidad de basura que trajeron los vientos del sureste, ya que todo el plástico queda asentado en los aniegos.

Destacaron que este problema también se ha detectado en otras comunidades del sur del municipio, donde los productores del campo también tienen pastando sus animales en las márgenes de la presa.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Fuente: El Chilito 

volver arriba